Cirugía vía mensaje de texto

Un médico británico realizó una amputación que le salvó la vida a un adolescente en la República Democrática del Congo recibiendo instrucciones por mensajes de texto (SMS).

El cirujano vascular David Nott intervino a un joven de 16 años mientras trabajaba de voluntario para la organización Médicos Sin Fronteras (MSF) en Rutshuru.

El brazo izquierdo del joven había sido desgarrado y se encontraba muy infectado y gangrenoso.

Nott, un londinense de 52 años, jamás había realizado ese tipo de cirugía, pero siguió las instrucciones de un colega especializado.

Se estaba muriendo. Tenía unos dos o tres días más de vida cuando lo examiné”, dijo el cirujano, quien habitualmente trabaja en un hospital en el oeste de Londres, pero que una vez al año ofrece sus servicios voluntarios a MSF durante un mes.

Al pie de la letra

Nadie sabe cómo el joven zimbabuense fue herido. Se comentó que había sido mordido por un hipopótamo mientras pescaba, pero el doctor Nott también escuchó que fue víctima de fuego cruzado entre las fuerzas del gobierno y los rebeldes.

Quedaban apenas 15 centímetros del brazo del joven, mucho del tejido muscular alrededor estaba muerto y había poca piel para cubrir la herida.

Nott sabía que tendría que realizar una amputación de cuarto anterior que implica la remoción de la clavícula y el omoplato, pero como jamás lo había hecho entró en contacto con el profesor Meirion Thomas, del Hospital Real de Marsden en Londres, que ya había realizado este tipo de operación.

“Le envié un mensaje de texto y el me contestó, explicándome paso a paso las instrucciones de cómo hacerlo”, dijo.

“Aún así dudé si era correcto dejar a un joven con un solo brazo en medio de estos combates. Sin embargo, al final hubiera muerto sin la operación, así que respiré profundo y seguí las instrucciones al pie de la letra”.

Nott añadió que pudo interpretar los mensajes de su colega perfectamente bien porque habían operado juntos varias veces.

Cirugía inusual

Ese tipo de cirugía sólo se realiza unas 10 veces al año en el Reino Unido, principalmente a pacientes con cáncer y requiere el apoyo de una unidad de cuidados intensivos. Los pacientes por lo general pierden mucha sangre en el proceso.

Nott, que apenas contaba con medio litro de sangre y una rudimentaria sala de operaciones, llevó a cabo la operación con éxito y el joven ha hecho una recuperación completa.

“No creo que haya más de dos o tres cirujanos en el Reino Unido que puedan hacer esto. Fue simplemente suerte que yo estuviera allí y lo pudiera hacer”, dijo Nott y agregó:

“Es difícil que alguien que no fuera un cirujano vascular hubiera podido lidiar con los grandes vasos sanguíneos implicados. Por eso es que me presento de voluntario tan frecuentemente, me encanta poderle salvar la vida a alguien”.

Ante la escasez de recursos de cuidados intensivos, Nott dijo que controló la recuperación del joven al lado de su lecho de enfermo, atendiéndole las heridas.

“No estaba seguro si sobreviviría, así que cuando vi su cara en el sitio de internet de MSF, me alegré”, concluyó el cirujano.

Anuncios

There are no comments on this post.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: